Vaya al Contenido

Montaje en el chasis

 
Momento trascendente cuando subimos el chasis en la banqueta o elevador y empezamos a montarle elementos. Yo empecé por el basculante con casquillos de bronce y tóricas nuevas, sustitución de los engrasadores de aceite por otros de grasa, pintura de dos componentes secada al horno 100% artesanal.
 
El color es casi el original, aunque no estoy muy satisfecho con el tono la calidad de la pintura es excepcional y este elemento sufre bastante con el uso en campo.
 
Claro por el eje del basculante pasa el soporte trasero de motor y con las ganas que tengo, aprovecho a monto los bajos que ya los tengo listos.
 
El negro del cárter se ha vuelto más satinado con el paso de las semanas con lo que me gusta ahora más que recién dado, tiene una pinta estupenda con el contraste del rojo del chasis.
La mayoría de la tornillería original es de acero sobre todo las fijaciones del motor por lo que solo la he desoxidado y pulido un poco sin llegar al brillo espejo, otros tornillos los he tenido que sustituir ya que habían perdido el tratamiento antioxidante y no vale la pena llevarlos a cincar.
Monto el cilindro, culata y el soporte superior, las gomas en las aletas de cilindro y culata, la tobera de admisión y el carburador. ¡Esto ya toma cuerpo!
No termina de convencerme la culata en aluminio, tengo dudas. No se cómo se comportará cuando se lleve un par de calentones, aunque me recuerda a las protos de Carlos Mas cuando corría, mejor dicho, arrasaba en el campeonato de enduro. Montando el tubarro sobre los silen-block y la brida de aluminio que lo fija al cilindro, el conjunto va adquiriendo un aspecto de calidad en el acabado. El carburador una vez montado tiene un aspecto que acompaña al conjunto.
Un mal endémico que este modelo es el roce que se produce entre la varilla del freno trasero y el chasis, que deja el chasis pelado de pintura por una zona más o menos grande dependiendo del uso que se le de a la máquina. Si haces campo se te pela una zona enorme, como en la imagen de la izquierda.
La imagen del centro es una de las motos oficiales y tambien está aquejada del mismo mal.
El problema tiene su origen en el poco afortunado diseño de la varilla del freno trasero y la solución articulada de conexión con la palanca de freno. Es muy posible que la decisión venga por priorizar la fiabilidad y el peso por encima de otras consideraciones, pero en realidad creo que esto se lo encargaron al becario.
La varilla original termina en un gancho, imagen de la derecha, que se instala directamente en el orificio de la palanca de freno.
Varilla de freno traserto original
Detalle de la disposición de la varilla de freno original
Vista superior del roce con el chasis
Vista superior del roce con el chasis
Una vez montada la varilla entra en contacto con el tubo del chasis por una zona que no tiene recubrimiento y que no solo friciona horizontalmente sino que también lo hace verticalmente con el movimiento del basculante. Resulta muy duro montar el sistema original sabiendo lo que va a ocurrir, no puedo.
De forma que le he construido una pieza de extensión a la palanca de freno que conecta con la varilla salvando el chasis.  Se trata de una pletina de acero conformada que desvía 15 mm la conexión de la varilla y con las dos uniones articuladas mediante pasadores.
Despiece del sistema
detalle pieza conexión
Conjunto montado
Al insertar esta nueva pieza en el conjunto se acorta en cuatro centímetros la varilla de freno por lo que he buscado otra que creo proviene de una Cappra y tiene una solución de conexión mejor que el gancho de la H7, mediante un eje pasador de 4 mm y una grupilla.
Para la unión entre la pieza y la palanca se ha utilizado un eje pasador de 6 mm y una grupilla de acero en R.
Vista superior de la separación que se ha logrado
Vista de detalle de la posición de la varilla respecto al chasis
Vista de conjunto montado
El bábero interior que protege el filtro de aire y la parte trasera del motor de las proyecciones que lanza la rueda trasera, del que por cierto no he visto dos iguales, es una pieza de plástico conformada para cubrir la zona salvando el movimiento del cubre cadena y curvado en su parte superior donde está fijado mediante dos presillas. Tambien tiene una fijación al filtro de aire en la zona central.
 
Dado los precios absurdamente altos que he encontrado para esta pieza, me decidi por hacerla desde cero con una trozo de plancha de PET de 1,5mm que no encontré en color negro, solo en un azul demasiado llamativo.
 
PET es un acónimo de poliester termoplástico, pero cualquier lámina de material rígido termoplástico es adecuado, como PET G, policarbonato, poliestireno, etc. Este en particular en lámina de 1,5 mm presenta una buena rigidez y se puede comformar con una pistola de aire caliente y un poco de paciencia.
 
La plantilla la dejo en el apartado de documentación por si le viene bien a alguién, en formato vectorial y en pdf para imprimir en A3 y pegarla sobre la lámina de plástico como guía para el recorte y taladrado. Al tornillo que une el babero con el filtro le he metido un espaciador para dejar un par de centímetros entre ellos para no dificultar la admisión.

herrumbre.es@Eduardo_Fdez_soyc3351fd@copitima.com

Pincha para dejarme un mensaje
Regreso al contenido